4 mascarillas caseras ideales para la cara con piel mixta

higiene facial piel grasa paso a paso

En caso de tener unas pieles especiales es necesario detectar aquellos productos que mejor vengan y que ayuden a equilibrarla en caso de tenerla demasiado seca, mixta o grasa. En cualquier caso, es perfecto encontrar los productos naturales idóneos para realizar las mascarillas caseras que mejoren el estado de la piel y le aporten todo aquello que le falta o le ayuden a eliminar los excesos que sufre.

Mascarilla casera de tomate para las pieles mixtas

Uno de los productos naturales que fácilmente encontraremos en nuestras casas y que nos ayudan a equilibrar el ph de nuestras pieles es el tomate, todo ello gracias a su acidez. El procedimiento es sencillo, ya que se basa en triturar un tomate maduro y añadirle un chorro de agua para que se humedezca y no resulte una masa homogénea. A continuación mezclaremos ambos componentes y, cuando tengan textura de mascarilla, procederemos a aplicarla por toda la piel, esperando 20 minutos a que haga su efecto para a continuación eliminarla con abundante agua. Repetiremos esta mascarilla dos veces a la semana para asegurarnos de que es efectiva.

Mascarilla de pepino para las pieles mixtas

Otro producto que nos ayuda a mejorar el estado de la piel y que estamos acostumbrados a ver sobre la cara es el pepino, ya que también descongestiona las bolsas y las ojeras que tan molestas son. Existen, por lo tanto, dos formas de aplicar el pepino: una de ellas es triturándolo y mezclándolo con yogur creando una mascarilla perfecta para aplicar media hora sobre la piel. La segunda es la misma que utilizamos cuando la ponemos sobre los ojos: cortando el pepino a rodajas y repartiéndolas sobre toda la cara, esperando en postura tumbada boca arriba durante 30 minutos para después retirarlas y lavar la cara con agua fresca.

cómo cuidar la piel grasa


Mascarilla de limón y aguacate para la piel mixta

Si mezclamos el limón y el aguacate estamos equilibrando dos tendencias de la piel: por una parte la acidez del limón nos ayudará a deshacernos de la piel grasa mientras que el aguacate nos permitirá hidratar la parte más seca de la cara. Esto es justo lo que se desea para las pieles mixtas, ya que son pieles que en algunas zonas tienen exceso de grasa y en otras exceso de sequedad: así nos aseguramos de que conseguiremos el equilibrio. Para ello batiremos un aguacate maduro para posteriormente añadirle una taza de zumo de limón exprimido hasta que quede una mezcla tipo mascarilla. Lo aplicaremos sobre toda la cara y dejaremos que repose 15 minutos para retirarlo con mucha agua y aplicando a continuación crema hidratante.

Nataliya Arzamasova || Shutterstock

Avena y miel para las pieles mixtas

Otra forma de conseguir una mascarilla perfecta para equilibrar las pieles mixtas es mezclando avena y miel. La miel es un producto natural antibacteriano que nos ayudará a deshacernos de la piel más grasa y la avena nos servirá para, posteriormente, tras pasar los 20 minutos de duración de la mascarilla, poder exfoliar la piel frotando levemente por toda la cara mientras retiramos con agua. Es necesario que posteriormente lavemos la cara también con un jabón neutro, ya que la miel tarda más en eliminarse de la piel.

Es necesario probar, si tenemos la piel mixta, varias de estas mascarillas, ya que eso nos garantizará que, comparando las diferentes texturas y consecuencias, demos con los productos necesarios para elaborar nuestra mascarilla perfecta, aquella que nos permitirá equilibrar el ph de nuestra piel y lucir una piel sin exceso de grasa ni tampoco de sequedad. Es importante llevar un correcto seguimiento y repetir la aplicación de la mascarilla varias veces a la semana.